La visión de una empresa: ¿sabes cómo definirla?

Antes de meternos de lleno a hablar sobre la visión de una empresa, una pregunta rápida.

¿Cómo te ves con tu empresa de aquí a 3 años?

¡1, 2, 3, responde otra vez…!

  • Si has sabido contestar con rapidez, felicidades. De eso se trata.
  • Si estás pensando ahora mismo la respuesta a esa pregunta, felicidades también. ¡Es un buen comienzo! Sigue leyendo que te cuento más.
  • Si te has quedado en blanco, pero quieres solucionarlo, no te preocupes. En este artículo te ayudo.
  • Si te has quedado en blanco y te da igual, te ahorraré tiempo. ¡Gracias por llegar hasta aquí y hasta la próxima!

Te voy a contar una historia.

 

 

Era sé una vez, un VTC que recogió a un chico de unos 37 años en pleno centro de Barcelona (digo VTC en lugar de taxista para generar un poco de controversia, cómo hay tanta polémica con el tema… Por lo menos en España).

  • [VTC] – ¿A dónde te llevo?
  • [JÓVEN] – No lo sé.
  • [VTC] – Hombre, si has solicitado mis servicios será para ir algún sitio, ¿no?
  • [JÓVEN] – Llévame donde quieras.
  • [VTC] – ¿A tu casa? ¿A un hotel? ¿A la Sagrada Familia?
  • [JÓVEN] – Donde más te guste.
  • [VTC] – Bueno, hagamos una cosa. Bájate, te lo piensas, y cuando sepas dónde ir, solicitas un VTC de nuevo.

¿Parece una conversación absurda y sin sentido, eh? Pues es exactamente lo que pasa con un negocio que no tiene definida su visión empresarial.

No tiene ningún sentido que tengas una empresa y no sepas hacia dónde dirigirla o qué hacer con ella. Si no sabes qué es aquello que quieres construir, qué es aquello que quieres lograr, nunca sabrás qué hacer para conseguirlo.

Antes de establecer cualquier estrategia, tanto empresarial, como de marketing y ventas, entre otras, es importante saber dónde quieres ir, dónde quieres llegar.

Para empezar a andar y recorrer camino tienes que saber cuál es tu meta.

Definición de la visión de una empresa

La visión empresarial es una declaración de lo que queremos conseguir con nuestro negocio en un período de tiempo determinado.

Uno de los principales obstáculos que impide que un/a empresarix sea exitoso es la falta de visión. La carencia de foco, alineación y visualización es una trampa mortal para cualquier empresa.

*Nota: cuando veas por ahí una palabra acabada en “x” como “empresarix” es para englobar tanto al género femenino como el masculino.

Hagamos un mini juego, a ver si te suena alguna de estas visiones (o algo similar):

  • Conseguir ser líderes en el mercado sirviendo con calidad a nuestros clientes
  • Ser una empresa exitosa cooperando con nuestros trabajadores, accionistas, proveedores y clientes

Te suenan ¿verdad? Normal.

Internet, presentaciones y folletos están plagados de estas frases vacías y carentes de personalidad. Retenlas bien en tu mente porque son claro ejemplo de lo que NO debe ser tu visión empresarial.

Recuerdo mi época adolescente con gran cariño. Era la primera vez (para mí) que de una manera consciente imaginaba cómo quería que fuese mi futuro. Pero ese sueño, esa meta, era sólo mía. Cuando hablaba con mis amigos del tema, cada uno tenía su propia visualización de futuro. Estoy segura de que tú también tendrías la tuya.

¿Por qué te cuento esto? Pues porque cuando veo estas visiones me pongo de los nervios. Se las copia la gente así, a la torera, pensando que con eso tienen el expediente cubierto. Sin entender realmente la importancia de tener una visión empresarial y sin dedicar tiempo a definirla.

¿No imaginas cómo te gustaría que fuese tu empresa de aquí a un tiempo? Porque igual que cuando eras adolescente tenías tus sueños y tus metas futuras, no me creo que no pienses en qué te gustaría que se convirtiese tu empresa en unos años.

Del mismo modo que cuando a un adolescente le preguntas “¿qué quieres ser de mayor”? te da una respuesta única, suya, personal e inspiracional, tu visión empresarial debe recoger tu propia declaración de cómo quieres que sea tu empresa en un futuro. Y esta declaración es ÚNICA y PERSONAL.

Quién hace la visión de una empresa

La pregunta del millón: ¿quién debe pensar y definir la visión de una empresa?

Respondo a esta pregunta porque cuando explico a mis clientes el concepto de visión empresarial me dicen:
“Ok. Entendido María. ¿Cuál es la visión de mi empresa?”

Y mi cara es tal cual un poema.

 

 

Retomemos la historia de cuando éramos adolescentes. ¿Verdad que lo que querías a llegar a conseguir tú, no era igual que lo que quería conseguir tu mejor amigx?

Un inciso. Porque aquí tu respuesta podría ser afirmativa. Estábamos en una época de crecimiento (en todos los sentidos), hormonas revolucionadas, y solemos ser bastante influenciables. Pero seguro que, si ahora te hiciese la misma pregunta a ti y a tu amigx (ya con más camino de la vida recorrido), contestarías de forma distinta.

La cuestión es que ni yo ni nadie puede decirte cuál es tu visión empresarial (y quién te diga lo contrario te está mintiendo). Porque forma parte de ti. De tus sueños, de tus metas, de tus ambiciones (o como le quieras llamar).

Así que, respondiendo a la pregunta “¿cuál es la visión de mi empresa?”, te digo que únicamente la sabes tú.

Quizá quieras montar una empresa para después venderla, o para franquiciarla. Quizá, si tienes una empresa en Barcelona, desees expandirla a nivel nacional. O, si tienes una tienda online, poder hacer que sea física. Ese objetivo máximo al que aspiras es tuyo, y sólo tuyo, y debe motivarte para que cada día trabajes 100% enfocadx a conseguirlo.

¿Ahora me entiendes un poquito más cuando veo esas visiones “copia y pega”? Hechas así NO sirven para nada.

Por qué es importante la misión empresarial y para qué sirve

Establecer la visión de una empresa sirve para, por un lado, conocer cuál es tu objetivo máximo y saber el para qué y por qué estás luchando en tu día a día. Por otro, es la base clave de la que partir para crear los objetivos estratégicos de tu negocio. De los que dependerán TODOS los objetivos de tu empresa. Tratando el tema que nos ocupa, de los que dependerán tus objetivos de marketing y ventas.

Debes saber cuál es tu objetivo máximo a nivel empresarial para poder establecer estrategias y acciones adecuadas que contribuyan a su consecución. Piensa que, si no lo tienes claro, estás destinando recursos y esfuerzos sin saber para qué. Sin tener ni idea de qué meta alcanzar. Con lo que te has subido a un VTC sin saber dónde ir. Y, al final, te vas a tener que bajar…

Así pues, tener tu visión establecida:

• Te dota de foco, orientación y dirección.
• Te ayuda en la toma de decisiones y en el desarrollo estratégico de tu negocio.
• Es la base de la cual partir para definir tus objetivos estratégicos, objetivos de marketing y objetivos de ventas.
• Contribuye a priorizar estrategias y acciones y enfocar recursos.
• Te inspira y motiva. Dos características impulsoras para conseguir cualquier cosa que nos propongamos.

Diferencia entre misión y visión empresarial

Antes de contarte cómo establecer la visión de tu empresa, déjame que te cuente la diferencia entre misión y visión empresarial. Se suelen confundir a menudo, y como es algo tan importante, no quiero que tú lo confundas también.

Se distinguen con dos preguntas rápidas:

  • Misión: ¿con qué propósito fue creada tu empresa?
  • Visión: ¿cómo te ves en un futuro?

Es decir, la misión empresarial recoge la finalidad con la que creaste tu negocio. Mientras que la visión plasma qué es lo que quieres conseguir.

Si quieres definir también tu misión empresarial (cosa que te recomiendo que hagas), puedes leer este artículo:

Qué es la misión empresarial, para qué sirve y cómo definirla

Cómo hacer la visión de tu empresa

Te he explicado todo lo anterior, porque es importante que entiendas por qué vas a definir la visión de tu empresa, la importancia que tiene y para qué sirve. Y no que lo hagas porque te lo han dicho, o porque yo te lo aconseje.

Espero que así sea antes de que te pongas manos a la obra.

Y ahora, los pasos clave para definir la visión de una empresa:

  1. Coge papel y boli, o abre cualquier tipo de documento en tu pc, y responde: ¿Cómo ves a tu empresa en la actualidad? ¿Cuál es el punto de partida? (sé sincerx, no te ve nadie…)
  2. Añade otro apartado titulado “MI VISUALIZACIÓN FUTURA”, y plasma cómo te ves, a ti y a tu empresa, en un futuro. ¿Cómo te gustaría que fuera tu empresa/vida de aquí a tres años? ¿Qué te gustaría haber conseguido? (no le pongas límite a tus expectativas/sueños). En este punto haz una buena descripción que englobe todos los ámbitos: estilo de vida personal y laboral, a nivel sentimental/familia, la empresa en sí (clientes, colaboraciones…) Es importante que reflejes en esta proyección futura el estilo de vida que te gustaría alcanzar. Por ejemplo, yo tengo claro que mi empresa debe permitirme tener el estilo de vida que yo quiero: sin jefes, sin horarios para poder tener flexibilidad, sin demasiadas responsabilidades en cuanto a personal, etc. Este tipo de especificaciones van a ayudarte a construir el modelo de negocio/empresa que quieres.
  3. Una vez hecha tu descripción (en la que espero te hayas explayado), intenta extraer la esencia y ponerla en una frase. Esa será tu visión empresarial. Ya sabes que me gusta darte “fórmulas” para facilitarte la vida. Pero en este caso tienes que hacer un esfuerzo. Aquí no hay fórmulas que valgan. Construye tu frase, construye tu PROPIA visión.

Ejemplos de visiones empresariales

Normalmente no me gusta tirar de grandes compañías para poner ejemplos. No me gusta cuando en un seminario o en una formación me explican la súper campaña de Coca-Cola. Es que yo no tengo ni su posicionamiento, ni su pasta para invertir. Creo que de ellas se pueden coger ideas, pero como personalmente veo que su realidad no es como la nuestra, me parece absurdo poner ejemplos suyos. Pero, en este caso, voy a hacer una excepción porque la visión de esta empresa es perfecta para que la cojas como referencia.

“Nuestra visión es muy simple: un ordenador en cada escritorio y en cada casa, ejecutando programas elaborados por Microsoft”
Bill Gates – Microsoft

Como ves es un objetivo real de lo que querían y quieren llegar a ser y de hacia dónde focalizaron y focalizan hoy en día todos sus esfuerzos. Además, fíjate que es alcanzable, medible y motivadora.

Por si todavía no lo he dejado claro, da igual que seas un autónomo, que un emprendedor, que un pequeño empresario. O que tengas una empresa comercial, una consultora, que te dediques al sector turístico, o a la restauración. Tienes que tener y definir tu propia visión empresarial.

6 tips para definir la visión de una empresa

  1. Debes tener claro que la visión corresponde a una visualización de una situación futura y deseable de la empresa, aunque no tengas clara la ruta, o los pasos que debes dar para llegar a alcanzarla.
  2. La visión debe ser clara, pero no específica. No debe decir cuántas unidades de producto o servicio tenemos que vender, o qué canales debemos utilizar para posicionar nuestra marca. Si no que es un objetivo genérico que no admite especificaciones o concreciones.
  3. Una característica indispensable que debe tener la visión de tu empresa es que debe poder ser medida. La visión debe tener entre 1 y 3 indicadores que te muestren si la has conseguido. Cunado hayas alcanzado tu visión, cámbiala por otra.
  4. La visión no es ni debe ser un elemento estático dentro de tu empresa, sino que es ese objetivo máximo y general, que está por encima de todos los otros que cuando lo alcances debe ser modificado y establecido de nuevo.
  5. La visión debe ser real, debe ser alcanzable. Ten en cuenta la situación de la que partes (recursos, personal etc.) y en base a ello define tu visión. Es decir, márcate una visión que tenga ese punto de ambición que inspira y motiva, pero no establezcas una visión que sea inalcanzable para tu empresa.
  6. Comprueba que esté alineada y tenga coherencia con la misión de tu empresa.

Qué hacer con la visión de tu empresa

Espero que pases a la acción y definas tu visión empresarial. Y, una vez la tengas, sigue estos tres pasos:

  1. Coge tu VISUALIZACIÓN FUTURA, esa descripción detallada que hiciste con anterioridad sobre cómo ves a tu empresa en un futuro, y extrae de ella los máximos objetivos posibles. Piensa que estos objetivos son a largo plazo. En este caso a tres años (ya que la pregunta que te hice yo es cómo te veías de aquí a tres años). No me voy a enrollar más y explicarte por qué a 3 años, porque que tanta información de golpe no se asimila bien, pero tiene su razón.
  2. Una vez extraídos todos los objetivos a largo plazo, selecciona 3 que sean prioritarios e imprescindibles para ti.
  3. Desglosa esos 3 objetivos y anota cómo los vas a conseguir.

A partir de aquí, es como empiezas a armar tu plan de forma estratégica. Es cuando realmente sabes qué quieres conseguir y cómo vas a hacerlo. Pilares básicos y fundamentales para el crecimiento de cualquier negocio.

Un momentín. Préstame atención 2 minutitos más antes de irte (ya no te viene de ahí). ¿Qué te ha parecido el artículo? ¿Tienes alguna duda?

👇 Te leo en los comentarios 👇

Asesora y formadora en marketing y ventas. | Web

Ayudo a autónomos, emprendedores y pequeños empresarios, orientados a la venta de servicios, a construir negocios sostenibles, escalables y rentables utilizando el marketing y la venta de manera estratégica.

2 replies on “La visión de una empresa: ¿sabes cómo definirla?

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *